CubaPlus Online
Foto: Recetas

¿Cómo y de dónde surgieron los casquitos de guayaba?

La guayaba es una fruta tropical típica de las américas. En Cuba constituye una de las más abundantes y codiciadas por su sabor dulce y la versatilidad que tiene para su uso en la cocina.

En La Mayor de las Antillas se prepara un dulce con la fruta que es tradicional e invitado de honor en la vida diaria del antillano: los casquitos de guayaba.
Según afirman algunas teorías, esta fruta se originó desde el sur de México y labró la ruta hacia los hogares de todo el mundo gracias a su delicioso gusto al paladar.
Cuentan que los colonizadores la llevaron del Nuevo Mundo, a la Indias orientales y a partir de ahí los habitantes de aquel lugar comenzaron a extender su cultivo.
Se hizo tan popular que llegó a considerarse en un tiempo, fruto prohibido en la mitología Filipina. Pero luego cambió esa posición nefasta a la más privilegiadas en las mesas del mundo.
Cuba como nación caribeña supo utilizarla y darle el toque propio. Los casquitos de guayaba son un ejemplo fiel de eso. 
Nuestras abuelas iniciaron sacado las semillas y dejando la fruta hueca como si de una vasija se tratara. Luego cocerlas con la combinación de azúcar y extracto de vainilla en algunos casos, dio lugar a un postre tradicional y delicioso del archipiélago.
Los casquitos pasaron a ser una parte intrínseca de a repostería cubana. Un plato para consumo de todas las edades y en todas las ocasiones posibles. Como la cultura, tampoco tienen momento fijo.
En la actualidad suele acompañarse de queso rallado o en lascas, dependiendo del gusto de cada cual. Pero no falta en nuestras casas, es la receta de premio de abuela a nietos, sencillamente un signo de Cuba, tan sabroso como el ritmo que desprende la Isla.
 

IMPORTANTE:

session->userdata('subscribe_popup')){*/ ?>