Inauguran polémico Festival Culinario Cuba Sabe en medio de crisis económica

El evento está dedicado a la influencia española en la cocina cubana.

Inauguran polémico Festival Culinario Cuba Sabe en medio de crisis económica

En medio de una compleja crisis económica en la que miles de familias carecen de acceso a los alimentos básicos, el régimen cubano inauguró el polémico Festival Culinario “Cuba Sabe” que organizaba Lis Cuesta, quien oficia como primera dama del país.

La quinta edición de este evento gastronómico se inauguró en el exclusivo Hotel Iberostar Grand Packard de La Habana y estará dedicada a la herencia española en la cocina de la Isla.

Asistió el embajador de España en la isla, Ángel Martín Peccis, quien destacó el potencial de Cuba como referente culinario del Caribe, informó la revista Excelencias Gourmet.

Sin embargo, en las imágenes no se observa la presencia de Cuesta, esposa del gobernante Miguel Díaz-Canel y quien ha sido muy criticada por la promoción de estos eventos lujosos en un país lleno de miserias.

“Cuba ocupa un lugar especial en nuestros corazones. Creemos firmemente en la importancia de apostar por Cuba Sabe. Este evento tiene el potencial de convertirse en el principal referente gastronómico del Caribe”, dijo el diplomático.

Publicación en Facebook

“Es fundamental fortalecer la relación entre identidad, cultura, turismo y gastronomía, para que Cuba se posicione como referente del Caribe. No solo queremos atraer visitantes por sus hermosas playas, sino también por su rica cultura, historia y, fundamentalmente, por su gastronomía. La idea es que la gente diga: Voy a La Habana a comer, porque se come muy bien”, aseguró.

Tras la inauguración el jueves cocineros de Cuba y España intercambiaron en ponencias sobre “El jamón Ibérico colores, sabores y textura”, de Juanjo Escolano.

Publicación en Facebook

Esta vez se inauguró el concurso de CUBASABE, sobre el pan con lechón.

Desde el pasado año y a pesar de la crisis generada por la escasez y la inflación consecuencia de las erradas políticas económicas del gobernante cubano Miguel Díaz-Canel, su esposa Lis Cuesta y el Ministerio de Turismo impulsaron varios eventos culinarios como Cuba Sabe y el Festival Internacional Varadero Gourmet, celebrado en septiembre pasado.

Según ellos, estos intentan “salvaguardar la comida criolla cubana”.

El pasado año Cuba Sabe también se celebró en el lujoso hotel Iberostar Grand Packard, y tuvo a China como país invitado.

Todo de lujo a puertas cerradas y algunos espacios exclusivamente reservados; pero en la calle, los cubanos continúan padeciendo la peor crisis alimentaria desde el llamado Periodo Especial, un panorama que a juicio de varios economistas se agravará en 2024 con las nuevas medidas anunciadas por el régimen en diciembre.

La escasez en la isla ha llevado a muchas familias a limitarse a una comida al día, y a normar, incluso, la carne de cerdo, la proteína animal esencial en la gastronomía cubana.

Tras el inicio del gobierno de Díaz-Canel se volvió una obsesión para el régimen mostrar al mundo la fortaleza de la gastronomía de la Isla, aunque esto entraba en absoluta contradicción con la carencia de alimentos en el país.

En 2019, en medio de la llamada “crisis del pan”, el régimen cubano inauguró el evento Gastrocult; y un año después, del 9 y el 11 de enero de 2020, se celebró la segunda edición del evento internacional, pero esa vez se anunció como “Cuba Sabe 2020”. No trascendió la celebración del evento en 2021, aparentemente por la pandemia de Covid-19.

El evento está dedicado a la influencia española en la cocina cubana.