Detienen a cubanos por robo de una moto eléctrica en Villa Clara

El robo de motos se ha incrementado en Cuba en un contexto de escasez e inflación.

Detienen a cubanos por robo de una moto eléctrica en Villa Clara

En un contexto marcado por la creciente criminalidad en la isla el régimen cubano informó la detención de varias personas supuestamente involucradas en el robo de una moto eléctrica en Villa Clara.

Según el perfil oficialista en Facebook “Fuerza del Pueblo”, cercano al Ministerio del Interior (Minint), fueron detenidos tres hombres implicados en el robo y receptación de una motorina en el centro de la ciudad cabecera.

El hecho ocurrió el pasado 5 de febrero en la calle Julio Jover de Santa Clara.

PUBLICACIÓN EN FACEBOOK

Los detenidos fueron identificados como Ernesto Cepeda, quien se encontraba bajo fianza por un robo anterior. Este hombre habría sido el encargado de sustraer la moto.

Asimismo, será encausado el cubano Eduardo Bernal, un cochero que en plena calle montó el vehículo en su carretón y lo trasladó a cambio de 5.000 pesos.

PUBLICACIÓN EN FACEBOOK

El tercer involucrado es Yunieski Campo, calificado de “elemento antisocial conocido por “El Garza”, quien compró en 60 mil pesos la motorina, sabiendo que esta era robada.

El robo de motos se ha incrementado en Cuba en un contexto de violencia, escasez e inflación.

A finales del pasado año el Minint informó que al menos 18 personas habían sido imputadas por el robo con fuerza de motos eléctricas y de combustión en La Habana.

En una publicación en su perfil de Twitter esa entidad del régimen cubano dijo que sus órganos de enfrentamiento al delito permitieron esclarecer 21 casos de robo con fuerza o violencia de motos eléctricas y de combustión en la capital.

Asimismo, que se recuperaron 18 ciclomotores (motos eléctricas, de combustión y triciclos), partes y piezas.

Pero el mal se extiende a todas las provincias de la isla, donde varios motoristas han sido asesinados durante los robos.

Los motoristas cubanos han pedido acciones firmes y han propuesto incluso tomar la justicia por sus manos para defenderse ante la ola de robos porque, aseguran, “los ladrones están que no creen en nadie”.

El robo de motos se ha incrementado en Cuba en un contexto de escasez e inflación.